Trump exigirá seguro médico a los nuevos inmigrantes

Trump exigirá seguro médico a los nuevos inmigrantes
La medida no ha pasado por el Congreso para aprobación y no afectaría a refugiados ni asilados.

Los solicitantes de “green cards” deberán ahora cumplir con una nueva exigencia: demostrar que son capaces de cubrir cualquier gasto médico a su llegada a los Estados Unidos. La medida no ha pasado por el Congreso para aprobación y no afectaría a los refugiados ni asilados.

Trump exige seguro médico a nuevos inmigrantes

A través de una proclamación emitida el 4 de octubre de 2019, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, expresó su intención de obstaculizar las aplicaciones de visa de residencia a los inmigrantes que deseen entrar legalmente en ese país, a menos que demuestren que están en capacidad de cubrir sus gastos médicos.

Excusándose en el hecho de que los hospitales atienden con frecuencia a individuos que carecen de fondos para pagar por los cuidados de salud que reciben y que esos costos son luego cargados a los contribuyentes estadounidenses, Trump proclamó que los inmigrantes deben poseer medios demostrables para cubrir sus gastos en salud, si desean aspirar a establecerse en ese territorio.

Según el texto de la proclamación:

“Los costos no compensados (de pacientes que fueron tratados y luego no pagaron por la atención recibida) exceden los 35 mil millones de dólares en los últimos 10 años. Esto representa aproximadamente 7 millones de dólares en promedio para cada hospital en los Estados Unidos y puede llevar a estos centros de salud a la insolvencia. (…)

Los datos muestran cómo los inmigrantes legales son unas tres veces menos propensos a tener seguro de salud que los ciudadanos estadounidenses. Los inmigrantes que entran a este país no deberían sobrecargar nuestro sistema de salud y como consecuencia a los contribuyentes con costos más elevados”.

Publicidad


 

Seguro médico aprobado

La proclamación, que emana directamente de la mano de Trump, en un lenguaje informal y sin pasar por el Congreso ni otras vías regulares de aprobación, según ya han señalado algunos especialistas, exige que los aplicantes a visas de residencia demuestren tener “un seguro médico aprobado durante 30 días a partir de la entrada al país o recursos financieros demostrables para pagar por gastos médicos razonables”.

La definición de “seguro médico aprobado” incluye un plan por parte de un empleador (que incluya plan de retiro); un plan de salud privado, ofrecido dentro de un Estado; una póliza de corta duración efectiva por un mínimo de 364 días o hasta el principio de algún viaje extendido fuera de los Estados Unidos; un plan para catástrofes; un plan de algún miembro de la familia; un plan médico que incluya cobertura en el programa TRICARE; un seguro médico de visitante que provea cobertura adecuada durante un mínimo de 364 días; un plan médico bajo el programa Medicare o cualquier otro programa de salud “que provea cobertura adecuada para gastos médicos”.

La proclamación especifica que ni Medicaid ni el Affordable Care Act califican como “seguro médico aprobado”.

Costo promedio de prima de seguro en USA

El costo promedio de una prima de seguro en Estados Unidos varía según la edad, la historia médica y el lugar de residencia del asegurado.

Una persona de 21 años puede pagar unos 200 US$ al mes por su plan de seguro; pero una de 45 pagaría en promedio unos 289 US$, mientras una de 50 a partir de 357 US$. Para las personas de más de 60 años, el costo promedio asciende a 600 US$. Estos valores se modifican drásticamente entre un estado y otro.

Algunas excepciones

Las excepciones que especifica la medida incluyen a los hijos de ciudadanos estadounidenses, menores no acompañados, residentes permanentes que estén regresando a Estados Unidos después de pasar menos de un año afuera y “visas especiales de inmigrantes” para Iraquíes y Afganos que hayan trabajado para el gobierno estadounidense y sus familias.

Asimismo, los residentes permanentes cuyas visas hayan sido expedidas antes de la proclamación quedarán exentos y tampoco se verán afectados los refugiados ni los solicitantes de asilo.

En línea con el endurecimiento de las medidas que ha tomado Donald Trump contra la inmigración, esta proclamación deja muchas preguntas, pues no está claro cómo ni cuándo empezará a entrar en aplicación.

Ver también:

Más información para emigrar a Estados Unidos:

 

Publicado el 8 de octubre de 2019.

 

Publicidad