Publicidad


 

Encontrar vivienda en Australia puede ser un proceso difícil y lento. Para las familias grandes puede ser especialmente arduo encontrar una casa o apartamento adecuado para cubrir todas las necesidades del grupo familiar.

La situación ideal es alquilar durante un año para conocer bien las zonas de la ciudad que se adaptan a las necesidades y gustos familiares y para que el recién llegado construya un buen historial de crédito que le permita negociar en mejores términos la compra de un inmueble.

El alquiler o compra de un inmueble se realiza con la intermediación de una agencia inmobiliaria que representa a los propietarios de las viviendas. También puede darse el caso de realizar el acuerdo directamente con el propietario.

Los periódicos e Internet suelen ser los medios más populares para conocer los inmuebles disponibles.

El acuerdo para la compra o el alquiler se realiza por escrito. El documento que contiene los términos y condiciones del trato se denomina “lease” (alquiler) o “residential tenancy agreement” (acuerdo de arrendamiento residencial).

Generalmente los arrendadores exigen algunos requisitos:

Normalmente, los contratos se celebran por 6 meses o 1 año. Sin embargo, es posible negociar el plazo siempre y cuando se haga antes de firmar el contrato.

Suele exigirse al arrendatario que pague un mes de renta por adelantado y que de un depósito de en garantía, la cual no debería ser una suma mayor al monto mensual del alquiler. La garantía se deposita en la Jefatura para las Garantías de Arrendamientos Residenciales (Residential Tenancies Bond Authority). Una vez finalizado el contrato de arrendamiento, la garantía es regresada al propietario, a menos que existan daños en el inmueble que deban ser reparados por el arrendatario.

El arrendatario debe proporcionar referencias. Además, el dueño de la vivienda puede pedir revisar las referencias crediticias o estados financieros del solicitante para verificar que cuenta con los recursos necesarios.

Usualmente, se debe pagar la renta los primeros días de cada mes.

Si un arrendatario quiere terminar un contrato de alquiler antes del período establecido en el acuerdo, deberá cancelar una penalidad. Por lo tanto, la recomendación es de evitar la firma de un contrato de arrendamiento antes de haber inspeccionado la vivienda o de haber comprendido todos los términos y condiciones del acuerdo. La asesoría de la empresa de bienes y raíces puede ser crucial para la toma de la decisión de arrendamiento.

En tal sentido, la realización del documento denominado informe sobre el estado de la vivienda (“condition report”) suele ser de vital importancia, pues permite registrar en detalle las condiciones en las que el inmueble se está entregando. Cuando el arrendatario termina el contrato de alquiler debe garantizar que deja el inmueble en las mismas condiciones en que lo recibió.

El costo del alquiler de vivienda en Australia varía de una ciudad a otra y es difícil generalizar.

Los servicios de agua y las reparaciones van incluidos en el alquiler, pero el consumo de electricidad y gas se paga aparte. La conexión de teléfono no se proporciona, pero en Australia se obtiene línea de teléfono en rápidamente y se consiguen tarifas competitivas.

Publicidad


 

Es importante decidir y planificar cuánto se puede pagar mensualmente por vivienda y el tamaño, número de cuartos y comodidades que se necesita tener, para buscar en el periódico exactamente lo que se adapte a los requerimientos básicos.

Ver nuestra sección:

Conviene visitar el foro ¿Cómo es la vida de un inmigrante en Australia? para conocer las experiencias de otros que ya emigraron.

 

Publicidad