Gretel, ingeniera, desde España

fotoesp_peq“Si consigues un empleo fijo con un sueldo más o menos aceptable y planeas quedarte aquí, no lo sueltes”.

Profesión: Ingeniera de Sistemas

Edad: 33 años

Ciudad/ País de origen: Venezuela.

Fecha de salida: 2005

Ciudad/ País de destino: España.

¿Por qué te fuiste de tu país?

Yo siempre he mantenido contacto con España, ya que mi madre es española y parte de mi familia reside en ese país. Estando de vacaciones allá, decidí entregar mi currículum vitae, por lo que me llamaron a varias entrevistas y me emplearon en una empresa de tecnología.

Esa era mi intención, ya que al menos quería ganar unos euros y obtener experiencia en el exterior en mi área de estudio.

¿Qué fue lo más difícil de la decisión?

Lo bueno era que pensaba ganar en euros por un tiempo, tal vez porque en Venezuela existe el control de cambio. Lo malo fue que los sueldos en España no son buenos y eso hay que tenerlo presente. Los más privilegiados somos los del la rama de tecnología y los médicos.

¿Por qué seleccionaste el país o ciudad de destino?

Si gozas de la doble nacionalidad no tienes problemas, ya que disfrutas de todos los derechos de un español y, si cotizas a la seguridad social, recibes asistencia médica de consultas. La persona con doble nacionalidad lo primero que debe hacer es empadronarse, obtener el DNI (cédula) y darse de alta en la seguridad social. Considero que las principales ciudades para encontrar trabajo son Barcelona y Madrid. En el resto, no hay muchas fuentes de trabajo, tal como pasa en Venezuela con las localidades del interior. La mejor forma de encontrar trabajo aquí es por Internet mediante el portal de búsqueda adecuado. Si piensas quedarte definitivamente, trata de homologar tus títulos, hay trabajos que exigen este requisito. Una ventaja para conseguir trabajo es el dominio del idioma inglés. España no posee políticas de inmigración como Canadá o Australia. De modo que, si no perteneces a la comunidad europea, necesitas un patrocinante. También, hay que considerar que siempre estará primero un español (aunque carezca de la preparación adecuada para un trabajo) que un extranjero, por muy preparado que este se encuentre. Si consigues un empleo fijo (lo cual es muy difícil hasta para los españoles) con un sueldo más o menos aceptable y planeas quedarte aquí, no lo sueltes. Observa que los españoles duran toda la vida en los trabajos.

Describe los primeros tiempos

Es fácil adaptarse a un sitio cuando no hay inseguridad en las calles, lo que garantiza que te sientas tranquila y sin preocupaciones. En ese sentido coincidimos todos. El idioma es una ventaja, ya que nos podemos entender. Sin embargo, hay muchas palabras diferentes que, poco a poco, se hacen comunes para tu oído. Los españoles se caracterizan por una forma muy fuerte de hablar, si los comparamos con los latinos. Entonces, hay que acostumbrarse. España es un país que, a inicios de los noventa, todavía tenía una población homogénea, con muy pocos inmigrantes en su territorio. Por eso, te tropezarás con ciertos prejuicios de muchos españoles hacia los extranjeros. Igualmente, te encontrarás con personas muy buenas. Debes adaptarte a los horarios de desayuno, almuerzo y cena, totalmente diferentes de los que se usan en Venezuela. Asimismo, por lo general todo está cerrado durante los mediodías, de lunes a viernes. Los centros comerciales, que funcionan normalmente, solo abren un domingo al mes; y los médicos privados no trabajan los sábados. En fin, todo muy distinto de nuestro país, donde casi todo abre todos los días del año.

Describe tu situación actual

Viví en Madrid, una ciudad donde te puedes mover en metro con facilidad. Casi todas las urbanizaciones poseen sus áreas verdes, lo que hay que aprovechar, pues nuestra tendencia es a refugiarnos en centros comerciales, básicamente porque carecemos de lugares seguros al aire libre.

¿Te arrepientes de la decisión? ¿Qué harías distinto si pudieras repetir la experiencia?

No me arrepiento, ya que estaba de pasada. Creo que las experiencias laborales fuera de tu país, buenas o malas, conllevan un aprendizaje. Yo viví en Inglaterra de pequeña, por compromisos laborales de mis padres, lo que me ha ayudado mucho con el idioma inglés. Mi recomendación al venezolano que emigra es la siguiente: para un compatriota los mejores lugares para emigrar, en función de los más populares hoy (los coloco en orden de importancia para mí): 1. Estados Unidos, porque está más cerca de Venezuela y, si tienes que visitar a la familia, gastarás menos en pasajes. Además, hay ciudades como Miami con un clima privilegiado, que te hace olvidar los largos inviernos. Por otra parte, el latino está presente y ha escalado posiciones en ese país. Adicionalmente, los niveles de desempleo son bajos. 2. Canadá, porque tiene políticas de inmigración y es uno de los países con mayor calidad de vida. Lo único duro es el frío. 3. Australia, porque posee políticas de inmigración y excelentes condiciones; pero se encuentra muy lejos para nosotros. 4. España, donde lo bueno es el idioma, pero los sueldos son bajos. De todos modos, creo que cada quien debe vivir su experiencia y escoger el país donde crea que puede alcanzar sus objetivos. Lo más importante es estar legal. De lo contrario, tú mismo te limitarás al no poder integrarte a la sociedad del país escogido. ¡Mucha suerte a todos!.

¿Piensas volver a tu país?

En este momento estoy en Venezuela; pero mi esposo es inglés y tenemos residencia en Venezuela e Inglaterra. No obstante, el 85% del año vivo en Londres.

Testimonio publicado al 12 de febrero de 2010

 

¿Quieres enviar tu testimonial?
Sigue las siguientes instrucciones, aquí>>