Arturo Jaimes, matemático desde Oslo, Noruega

fotomaleta_peq“Llegué con trabajo, sabía inglés y Noruega es prácticamente bilingüe”.

Profesión: Licenciado en Matemáticas

Edad: 48 años

Ciudad/ País de origen: Caracas, Venezuela.

Fecha de salida: 23 de diciembre de 2007

Ciudad/ País de destino: Oslo, Noruega

¿Por qué te fuiste de tu país?

En el día a día, se palpaba en mi país la descomposición social, humana y económica. Así mismo, en las clases más humildes se notaban unos valores realmente invertidos. No había ningún futuro. Tampoco perspectivas de cambio. Peor aun: cambiando la situación política, se necesitarán décadas para reconstruir Venezuela.

¿Qué fue lo más difícil de la decisión?

Para ser sincero, no fue difícil. Estaba desesperado por irme.

¿Por qué seleccionaste el país o ciudad de destino?

En este país, no solicitaban estupideces, como las que piden para Australia y Canadá. Sin contar que considero que los procesos de migración de estas naciones no son transparentes, sino más bien “tramparentes”.

Describe los primeros tiempos

Llegué con trabajo, sabía inglés y Noruega es prácticamente bilingüe. Me conseguí con muchos venezolanos que laboran en el sector petrolero. Hice un curso de noruego y, en seis meses, ya lo hablaba. No es difícil, se parece mucho al inglés.

Describe tu situación actual

Doy clases de análisis matemático en la universidad, vivo en un departamento en Oslo y tengo vehículo eléctrico propio. Además, me comprometí con una colega noruega. En fin, en poco tiempo, resolví asuntos básicos que, en Venezuela, no había podido y hasta me costaron un divorcio.

¿Te arrepientes de la decisión? ¿Qué harías distinto si pudieras repetir la experiencia?

No, de ninguna manera. Lo que haría diferente: verificar las credenciales de los agentes de emigración, así como la confiabilidad de los programas de migración que se ofertan. La gran mayoría resulta un fraude. De modo que no se guíe por la publicidad. Desconfíe cuando le pidan requisitos excesivos, si usted es una persona de alto perfil. Por ejemplo: el más común es solicitarle que presente el IELTS (International English Languaje Testing System) y obtenga un promedio de 6 ó 7.5 en todos los ítems. Esta es la típica trampa cazabobos. En verdad, eso, incluso para un nativo universitario angloparlante, sería muy difícil de lograr. Lo lógico es que le exijan un examen de inglés en su área, como un GMAT (The Graduate Management Admission Test), un CMAT (Calibre Management Aptitude Test), etc.

¿Piensas volver a tu país?

Para ser honesto, ni de visita. Pienso, como otros, cuyos testimonios he leído aquí, que Venezuela se perdió y que tampoco vale la pena luchar por rescatarla. El peso muerto que arrastra es mucho. Por esa razón, “pa’ tras” ni para tomar impulso.

Testimonio publicado al 27 de septiembre de 2010

 

¿Quieres enviar tu testimonial?
Sigue las siguientes instrucciones, aquí>>