El nivel canadiense de bienestar y servicios sociales es posible gracias al pago de impuestos. Los residentes y ciudadanos canadienses gozan de numerosos programas sociales que son pagados por los contribuyentes a través de los diversos impuestos.

Por ejemplo, el sistema tributario paga por la ayuda social a las personas de bajos ingresos, el seguro para las personas desempleadas, las indemnizaciones para las personas que han sufrido accidentes laborales, el sistema de pensiones de jubilados, las carreteras, los servicios públicos, las escuelas, el sistema de salud y la seguridad ciudadana.

Por tales motivos, el pago de impuestos es obligatorio para todos los ciudadanos, incluyendo los residentes.

El sistema tributario canadiense se administra según las leyes municipales, provinciales y federales. El pago de los impuestos es el principal deber ciudadano en Canadá y resulta un asunto serio y a veces complejo, por lo que se recomienda solicitar asesoría profesional.

El incumplimiento de este deber ciudadano es penado por la ley con multas y hasta con cárcel.

Hay muchos tipos de impuestos en Canadá (municipales, provinciales y federales). Sin embargo, existen dos tipos principales de impuestos personales: el impuesto sobre la renta, conocido en inglés como “Personal Income Tax”, y en francés como “Impôt sur le revenu”, que pecha las ganancias anuales; y el impuesto a las ventas que tiene dos versiones, la federal, llamada en inglés “Goods and Services Tax” (GST), y en francés “Taxe sur le produits et services” (TPS), y la provincial, conocida en inglés como “Provincial Sales Taxes” (PST) y en francés como “Taxe de vente provinciale” (TVP).

Impuesto sobre la renta
El “Personal Income Tax” o “Impôt sur le revenu” es un impuesto federal y depende de las ganancias percibidas, de tal manera que a mayor ingreso obtenido, mayor será la cantidad de impuesto a pagar. Cada año se debe llenar y enviar una declaración de impuestos (“Income Tax Return” o “Déclaration de revenus et de prestations”) que indique las ganancias totales del año y el monto que se deberá pagar en impuestos.

En algunos casos, este impuesto se paga completamente de los descuentos por nómina de empleados. En ese caso, el gobierno pagará un reembolsable, si al residente le fue descontado más de lo debido.

Para llenar la declaración anual del impuesto sobre la renta, el ciudadano debe solicitar el formulario respectivo en las oficinas de la agencia federal de impuestos (“Canada Revenue Agency” o “Agence du revenu du Canada”). Los recién llegados encontrarán en este organismo toda la información necesaria para realizar su declaración. La fecha límite para producir la declaración del impuesto sobre la renta es el 30 de abril de cada año.

Ante cualquier duda o para conocer en detalle los deberes y derechos en materia de impuestos, se puede consultar a la “Canada Revenue Agency” o “Agence du revenu du Canada”, organismo oficial encargado de aplicar y administrar las políticas públicas tributarias en Canadá.

Más información:
Web: www.cra-arc.gc.ca/

Los residentes de Quebec deben también declarar el impuesto sobre la renta provincial, directamente en la oficina de recaudación de impuesto del gobierno de la provincia, “Revenu Québec”. La declaración también debe presentarse antes del 30 de abril de cada año.

Más información:
Web: www.revenuquebec.ca/en/

Impuestos a las ventas
El “Goods and Services Tax” (GST) es del 5% y se aplica en todo el territorio de Canadá a las compras de productos y servicios, exceptuando la comida, el pago de alquiler de vivienda y los servicios médicos y educativos. En Quebec este impuesto es llamado “Taxe sur les Produits et Services” (TPS).

El “Provincial Sales Taxes” (PST) resulta un impuesto similar al GST, pero es aplicado por los gobiernos provinciales. Suele variar entre el 7% y el 10% según la provincia. En el caso de la provincia de Quebec, por ejemplo, este impuesto se denomina “Taxe de Vente du Québec” (TVQ) y es del 9,975%.

En otras provincias la tasa del PST se aplica de la siguiente manera: en British Columbia (Columbia Británica) es el 7%; en Manitoba es el 7%; en Saskatchewan es el 5%; en Prince Edward Island (Isla Príncipe Eduardo) es el 10% y en Alberta no se cobra este impuesto.

En las provincias de Ontario, Brisith Columbia y New Brunswick (Nueva Brunswick), Nova Scotia (Nueva Escocia) y Newfounland (Terranova) se cobra el “Harmonized Sales Tax” (HST) o impuesto a las ventas armonizado que es la combinación del GST y el PST en un solo impuesto, cuya tasa es del 13%

Beneficios del pago de impuestos en Canadá
El sistema tributario canadiense también comporta derechos. Por ejemplo, existe un beneficio denominado en inglés “Child Tax Benefit” y en francés “Prestation Fiscale Canadienne pour Enfants”, que ofrece a los padres de niños menores de 18 años pagos mensuales libres de impuestos para ayudarlos a su manutención.

Se trata de un derecho de todo ciudadano o residente permanente y el monto de la ayuda es calculado en función de la información proporcionada al fisco en la declaración de rentas, pero puede ser reajustado durante un año si hay un cambio en el número de niños en la familia o en el estado civil de los padres.

También existe el beneficio fiscal denominado crédito para el impuesto sobre las ventas (“Goods and Services Tax Credit” o “Crédit pour la taxe sur les produits et services”), que consiste en un pago trimestral libre de impuestos que ayuda a personas y familias de ingresos bajos o modestos a compensar la totalidad o parte del GST o TPS que pagan. Los beneficiarios deben ser mayores de 19 años (menores de 19 años pueden ser beneficiarios únicamente si están casados o poseen una pareja de derecho común o si tienen hijos) y llenar una solicitud (formulario RC151).

Más información sobre estos beneficios se encuentran en la “Canada Revenue Agency” o “Agence du revenu du Canada”.

El Número de Seguro Social en Canadá
El Número de Seguro Social (“Social Insurance Number”, SIN, o “Numéro d’assurance sociale”, NAS) es un requisito indispensable para cumplir con el deber ciudadano de pagar impuestos. Es un número de nueve dígitos que se asigna a cada ciudadano y permite trabajar en Canadá, declarar impuestos y recibir beneficios y servicios relacionados con los programas gubernamentales. Permite al gobierno saber quién gana dinero, quién paga impuestos, quién cotiza en los regímenes de jubilación y quién utiliza los servicios sociales.

Los inmigrantes recién llegados deben solicitar su respectivo número de seguro social en una agencia gubernamental. El único requisito necesario es la presentación del pasaporte y la confirmación de residencia permanente (formulario IMM 5292).

Más información:
Web: www.servicecanada.gc.ca