El estado de Oklahoma (OK) pertenece a la región Sur, división Central Suroeste, y a la Zona de las Grandes Planicies, con terrenos muy ricos para la agricultura y la minería.

Se le apoda “El Estado de los Primeros Colonos” (“The Sooner State”), en alusión a aquellos que se adelantaron a reclamar tierras en este territorio.

Tiene una extensión de 181.049 kilómetros cuadrados, por lo que clasifica como el vigésimo estado del país.

Oklahoma City es su capital, y las ciudades más importantes son Tulsa, Norman, Lawton y Broken Arrow.

Agrupa una población de 3 millones 751 mil habitantes, con 9,2% de ascendencia latina o hispana. Alberga varias tribus y reservas indígenas, como los comanches, apaches, wichitas, cheyennes, cheroquíes, pauníes, kickapoos, tonkawas, criks y sac y fox, entre muchas otras.

Su ubicación geográfica y topográfica ejerce un efecto crítico en el clima. Como muchos de los estados de las planicies, se le conoce por sus cambiantes y variadas condiciones climáticas: predominantemente templadas, con zonas húmedas hacia el este y sur, frías hacia el norte y secas hacia el oeste. En invierno es común que las regiones del sur y del sureste tengan temperaturas de primavera, mientras en las zonas próximas hay nieve. En cuatro quintos del territorio, el clima se clasifica como húmedo subtropical, con veranos largos y calientes e inviernos cortos moderados. Ocupa una zona de precipitación transicional, con un este húmedo y un oeste semiárido. La primavera es la temporada más lluviosa. Se destacan dos fenómenos atmosféricos: sequías y tornados. Estos últimos, destructivos e incrustados en tormentas con truenos, se desplazan del suroeste al noreste del estado.

La ganadería y la producción láctea, así como la avicultura y el cultivo de algodón, trigo, maní, nueces, granos, heno y sorgo, constituyen sus principales actividades agrícolas. En la industria, destaca en el área de exploración y producción de petróleo, equipos de transporte, maquinaria, productos eléctricos, caucho y plástico, servicios agrícolas y procesamiento de alimentos.

Posee más de 300 museos y sitios históricos. Sus centros arqueológicos y museos de historia natural y cultura indígena atraen a muchos. El estado es la sede del ”Hall de la Fama del Jazz” y del “Hall de la Fama del Vaquero Nacional”. Guarda con gran celo su extraordinario patrimonio de vaqueros y ranchos. El Centro de Geociencia SEG de Tulsa es el único museo y lugar de aprendizaje donde puede verse la tierra por dentro.