Publicidad


 

Inicio Foros ¿Cómo es la vida de un inmigrante en España? Odontólogos Venezolanos en España? es posible?

  • Este debate tiene 1 respuesta, 2 mensajes y ha sido actualizado por última vez el hace 14 años, 3 meses por ciriaca.
Viendo 2 entradas - de la 1 a la 2 (de un total de 2)
  • Autor
    Entradas
  • #282885
    Laodontologo
    Miembro

    Cualquier información será bienvenida, para este inmenso grupo de profesionales de la salud, a los que se les ha puesto tantos obstaculos alrededor del mundo para ejercer su oficio..

    #282886
    ciriaca
    Miembro

    Esto lo copié para enviarselo a una amiga odontologo en España, pero ahora no recuerdo de donde lo saque. Igual te lo copio, es largo y nada alentador:

    Odisea de Odontólogos extranjeros en España:

    >

    >

    >

    >Un vergonzoso capítulo en la historia de la ODONTOLOGÍA en España lo

    >constituye la GUERRA SUCIA de una élite rica y todopoderosa, con

    >relevantes influencias en todos los altos niveles del poder en España,

    >contra odontólogos inmigrantes, alejados de familiares y de amigos, sin

    >bienes materiales, sin importantes relaciones, sin influencias y

    >algunos hasta desposeídos de su Patria.

    >

    >

    >

    >Profesionales graduados en prestigiosas universidades de la América

    >hispanohablante, con muchos años de experiencia ante el paciente y, en

    >muchos casos, también en la docencia, que escapan de la tragedia

    >económica y / o política de sus países de origen, y que llegan a España

    >procurando hallar seguridad, paz y estabilidad para su vida personal y

    >familiar y, en vez de ello, se les prohíbe trabajar en lo que bien

    >conocen, mientras comienzan a ‘lidiar’ con el primer escollo: que se

    >les reconozca el derecho a ser admitidos al reconocimiento de su

    >título, pues se encuentran con que el Ministerio de Educación los

    >descalifica como capacitados profesionales y sin respetar convenios

    >culturales y de educación, todavía vigentes, y firmados hace décadas,

    >entre su país de origen y España, se les exige lo que no se exige a

    >miembros de países de la Unión Europea, en tratados mucho más

    >recientes.

    >

    >

    >

    >Así, advierte, con asombro e indignación, de que es víctima de una

    >manera de discriminación, al percatarse de cómo se vulneran tratados

    >vigentes con países de América hispana y sólo se asumen los tratados

    >recientes con países de Europa. ( ¿Es la discriminación hacia el indio,

    >hacia el negro, hacia el mestizo, hacia el criollo, enfrentada a los

    >supuestos privilegios hacia los comunitarios europeos, de raza blanca

    >pura? )

    >

    >

    >

    >Luego de muchos meses de inquietante espera, al odontólogo inmigrante

    >le llega una respuesta que puede ser: O que se le niega el derecho a

    >que se reconozca su titulación – ni siquiera con exámenes – o que debe

    >realizar una Prueba de Conjunto, en la cual deberá examinar ocho, diez,

    >doce asignaturas o, tal vez, todas las asignaturas de la carrera.

    >

    >

    >

    >Sin embargo, lo más penoso lo conocerá cuando se dé cuenta de que en

    >esas Pruebas de Conjunto no se pretende comprobar el nivel de

    >conocimientos necesarios para ejercer un odontólogo en “LA MADRE

    >PATRIA”, sino que, con insólitos tipos de exámenes, que transgreden –

    >por ignorancia o por mala fe de quienes los confeccionaron – los

    >cánones universales de la Pedagogía, se les intenta golpearlos en su

    >autoestima con el objetivo de hacerlos titubear y aun desconfiar de sus

    >facultades intelectuales y de su verdadera capacidad para llegar a

    >aprobar esos exámenes.

    >

    >

    >

    >Simultáneamente e insistentemente, se les informa de que ejercer su

    >carrera ‘clandestinamente’ en España – para poder sobrevivir con su

    >familia y no caer en la marginalidad o la delincuencia – será

    >suficiente, si se le sorprende, para que sea considerado como delincuente.

    >

    >

    >

    >El objetivo de todo ello es hacerlos desistir de sus propósitos de

    >residir y trabajar en España, con el único interés de que no se queden

    >en territorio español. Esto obedece a una XENOFOBIA ODONTOLÓGICA que

    >pretende que no ejerzan más, en ESPAÑA, odontólogos argentinos,

    >bolivianos, chilenos, colombianos, cubanos, dominicanos, ecuatorianos,

    >peruanos, etc, todos los cuales son muy solicitados por los ciudadanos

    >españoles por su reconocido prestigio como excelentes profesionales, y

    >por su trato exento de arrogancia. Además, porque no sólo atraen a los

    >nacionales, sino, lógicamente, a los centenares o miles de sus

    >paisanos…

    >

    >

    >

    >Sin embargo, uno se enfrenta a todo para tratar de subsistir. Muchos

    >hemos sido y somos "explotados" por odontólogos inescrupulosos que

    >aceptan que trabajemos, clandestinamente, para ellos por un porcentaje

    >ínfimo. Muchos hemos padecido y padecemos escaseces. Y, aquí en ESPAÑA,

    >hemos sido recogedores de cosechas, peones de albañilería, sirvientes,

    >cuidadores de ancianos, vendedores por la calle y a domicilio y quién

    >sabe cuántas cosas más para poder subsistir, a veces rozando casi la

    >marginalidad y evitando caer en actividades delictivas; alejados de

    >cónyuges, hijos y familiares, por carecer de condiciones económicas

    >para traerlos a ESPAÑA y luchando, desesperadamente, por enviar dinero

    >a su país de procedencia . ¡Y para colmo de males, muchos están

    >imposibilitados de volver a su país de origen!

    >

    >

    >

    >Funcionarios del Ministerio de Educación de España, en todos sus

    >niveles de organización, desde su sede central hasta las escuelas y

    >facultades de Odontología, desde oficinistas hasta Decanos y equipos de

    >profesores de las mismas – cooperan y “prestan servicios” a los

    >intereses del Ilustre Consejo General de Colegios Oficiales de

    >Odontólogos y Estomatólogos de España para tratar de que no se incremente el grupo de odontólogos inmigrantes.

    >

    >

    >

    >Todo parece como tácitamente complotado, confabulado para crear una

    >unidad de fuerzas contra el intruso odontólogo extranjero como si fuera

    >a intentar poner en peligro la estabilidad de las instituciones y

    >atentar contra la seguridad de la sociedad española y sus ciudadanos.

    >

    >

    >

    >Maltrechos e ilusos vencedores, en una desigual batalla contra una

    >oligárquica y todopoderosa élite, muchísimos odontólogos inmigrantes

    >logran, finalmente, que se “les conceda” la posibilidad de presentarse

    >a exámenes.

    >Para ello, hay que seleccionar la universidad. Hace un par de años, se

    >comentaba que “en Madrid no aprueban a nadie”; “en Sevilla no ha

    >aprobado casi nadie en varios años”… Las facultades más confiables y

    >prometedoras parecían ser las de Granada y Barcelona.

    >

    >

    >

    >Muchos matricularon y aprobaron sus exámenes en Granada, cuando eran

    >exámenes de cinco a diez preguntas a redactar y estudiando por notas de

    >clases de los alumnos, las cuales se vendían en el departamento de

    >fotocopias de la escuela de Odontología de Granada, con la anuencia de

    >su decanato.

    >

    >

    >

    >Pero, drásticamente, cambió el modo de examinar en Granada, porque

    >parecía garantizar un alto índice de aprobados entre los que iban a

    >homologar sus títulos. Y Granada cambió su manera de examinar, desde

    >los exámenes del seis de julio de 2001 ( 22% aptos; 78% no aptos)

    >cuando presentó veinte preguntas de test, con incisos; ese funesto

    >resultado, contrario a lo pedagógicamente señalado de que un examen con

    >51% de desaprobados es un examen mal confeccionado, fue poco con los

    >resultados de los exámenes de 21 de mayo de

    >2002 ( 9% aptos; 91% no aptos).

    >

    >

    >

    >Entonces, en estampida, buscando exámenes imparciales y justos, fue el

    >éxodo de los odontólogos homologantes, desde Granada hacia la facultad

    >de odontología de Barcelona, la cual aplicaba razonables exámenes de

    >tests de diez preguntas de lógico contenido. El resto es conocido.

    >

    >

    >

    >A partir de esa misma fecha de 21 de mayo de 2002, la Prueba de

    >Conjunto en Barcelona pasó de diez a veinte preguntas de tipo test,

    >cada una con varios incisos, algunos de confusa redacción y dificilísima interpretación.

    >

    >

    >

    >En los mismos, en forma abstrusa, extensa, compleja, de un total de

    >veinte preguntas de test, cada una con su correspondiente introducción

    >y cinco incisos a analizar, se dispone del incompatible tiempo de UN

    >MINUTO, para examinar cuestiones que, en ocasiones, no son de

    >intrínseca ni de real importancia ni de interés como para demostrar los

    >indispensables conocimientos y la verdadera capacitación de nosotros,

    >profesionales, para continuar, aquí en ESPAÑA, con la responsable

    >atención odontológica, que hemos, legal y reconocidamente realizado, durante años.

    >

    >

    >

    >Esos remedos de exámenes, que dan, como penoso resultado, más de un 51%

    >de desaprobados, pedagógicamente evidencian que han sido y son torpe y

    >/ o malintencionadamente aplicados, deliberadamente incumpliendo lo

    >consignado en el TODAVÍA VIGENTE Y NO REFORMADO NI DEROGADO Art. 2 del

    >Real Decreto 86 de 1987, de 16 de enero el cual, literalmente, decreta:

    >

    >

    >

    >“Artículo. 2. La homologación de títulos extranjeros de educación

    >superior solo podrá exigir la realización de pruebas de conjunto en

    >aquellos supuestos en que la formación acreditada no guarde

    >equivalencia con la que proporciona el titulo español correspondiente.

    >En tales supuestos podrá condicionarse la homologación a la superación

    >de una prueba sobre aquellos conocimientos básicos de la formación

    >española requeridos para la obtención del titulo”.

    >

    >

    >Igualmente, desobedecen a lo expuesto, para la aplicación del

    >anteriormente mencionado REAL DECRETO, en la Orden de 21 de julio de

    >1995, del Ministerio de Educación y Cultura. En esa orden, se

    >establecen los criterios generales para la realización de pruebas de

    >conjunto previas a la homologación de títulos extranjeros. Por lo

    >tanto, incurren, abierta y ostentosamente, en delito de prevaricación,

    >con recíproca anuencia y complicidad y en perjuicio de nosotros los

    >odontólogos inmigrantes, la gran mayoría ignorante de este delito

    >prevaricatorio que contra nosotros, impunemente, se comete.

    >

    >

    >Exponiéndonos a posibles represalias, burdas o sutiles, por alguna o

    >todas las entidades mencionadas como responsables y culpables de esta

    >situación, a las cuales hemos dirigido este documento y las E X H O R T

    >A M O S a que se contradiga, refute o desmienta todo lo anteriormente

    >aquí expuesto.

    >

    >

    >H E R M A N O S LATINOAMERICANOS :

    >

    >

    >

    >Ayúdanos con tu apoyo moral a que termine esta discriminación hacia

    >nosotros, la cual avergüenza a los españoles honestos, divulgando este

    >documento adonde puedas y enviando, además, un correo electrónico – en

    >el que solicites que se nos hagan exámenes legales, imparciales y

    >justos, sin intenciones xenófobas – a todos los siguientes correos de ESPAÑA:

    >

    >

    >MINISTERIO DE EDUCACIÓN, CULTURA Y DEPORTES DE ESPAÑA:

    >informa@admini@sgt.mcu.es, alicia.perez@cuniv.mec.es,

    >fundaciones@subse.mcu.es, info-leda@mec.es, informacion@mec.es,

    >regina.garcia@sgtr.mcu.es, webmastger@alerce.pntic.mec.es,

    >agencia.isbn@cll.mcu.es

    >

    >

    >MINISTERIO DE ASUNTOS EXTERIORES DE ESPAÑA: webmaster@mae.es

    >

    >

    >MINISTERIO DEL INTERIOR DE ESPAÑA: estafeta@mir.es,

    >

    >

    >MINISTERIO DE JUSTICIA DE ESPAÑA: webmaster@mju.es, webobjco@mju.es,

    >webmaster@cgpj.es, prensa@fpa.es, sec.gral@consejo-estado.es,

    >istz0049@tsai.es, tcgapre@tsai.es

    >

    >

    >ILUSTRE CONSEJO GENERAL DE COLEGIOS OFICIALES DE ODONTÓLOGOS Y

    >ESTOMATÓLOGOS DE ESPAÑA: consejo@infomed.es, rcoe@infomed.es,

    >fde@infomed.es, colmadrid@infomed.es, cooe41@infomed.es,

    >cooe41@infomed.es, cooe18@infomed.es,

    >

    >

    >FACULTADES DE ODONTOLOGÍA DE BARCELONA, GRANADA, MADRID Y SEVILLA:

    >rector@rectorat.ub.es, sec-odon@bell.ub.es, scoe@acmcb.es,

    >dega-odon@bell.ub.es, odonto@ugr.es, info0elvira@ugr.es,

    >webmaster@ugr.es, decanato@odon.ucm.es, infocom@ucm.es,

    >op148@ret.ucm.es, fodonjsec@pop.us.es, admin@investigacion.us.es

    >

    >

    >

    >

    >Agradeciendo, anticipadamente, tu necesaria y valiosa cooperación, te

    >saludamos cordialmente en nuestro nombre y en el de un colectivo de

    >odontólogos hispanoamericanos procedentes de dieciséis países y que

    >residimos en ESPAÑA.

    >

    >

    >

    >Dr. Adalberto Afonso Fernández Dra. Isabel Hernández Rivas.

    >

    >E-mail: adaffe@teleline.es "

Viendo 2 entradas - de la 1 a la 2 (de un total de 2)
  • Debes estar registrado para responder a este debate.

 

Publicidad